Oro no es, plata no es…

Por Francisco Diez-Canseco Távara (*) Como en el viejo dicho, el impecable currículum pro senderista de Íber Maraví no deja la menor duda sobre sus proclividades terroristas y sirve para poner en evidencia, una vez más, de qué pie cojea Pedro Castillo, quien lo nombró ministro de Trabajo, a no dudarlo, precisamente por su estrecha…